Zorte on - Vision Alternativa | videos de bodas en Bilbao
22172
portfolio_page-template-default,single,single-portfolio_page,postid-22172,,select-child-theme-ver-1.0.0,select-theme-ver-3.4,vertical_menu_enabled, vertical_menu_transparency vertical_menu_transparency_on,side_area_uncovered,smooth_scroll,no_animation_on_touch,wpb-js-composer js-comp-ver-4.12.1,vc_responsive

Zorte on

Zorte On/Buena suerte

A quien no le ha pasado nunca, estar en la búsqueda de un titulo, una imagen, un momento y de repente, tras mucho intentar y experimentar, te sale eso de “Bingo”.

Hacer un video de Boda, en mi caso, es como descubrir un camino. Te enfrentas al mismo trayecto siempre pero no por el mismo sendero. Inicias la marcha y te das cuenta que por ahí no, entonces, regresas sobre tus pasos y empiezas de nuevo desde otro punto, sigues, caminas bajo luz tenue o entre niebla espesa; pasito a pasito mirando de vez en cuando hacia atrás pero sin variar el rumbo pensando que lograras llegar a puerto y de repente, dando un paso hasta ahora, mecánico, levantas la mirada, sonríes y lo que antes era prudencia ahora es calma y viento a toda vela.

Es una lucha titanica al menos para mi crear algo que llegue y en este caso, creo haberlo logrado. Merece la pena invertir tiempo y largas horas de reflexión para traspasar la barrera del monitor y llegar a emocionar parejas que confiaron en mi. No esta siendo fácil. Demasiadas horas, demasiado trabajo, mucha búsqueda, ensayo, errores, falta de tiempo para poder despejar la mente y regresar fresco. No existe el éxito sin sacrificio y se que parte de mi, ira por el camino.

Lo que mas me llena es tener la sensación de jugar a ser Artista en vida, que hablen de tu trabajo, que te aprecien y que lo valoren cada día mas. Por supuesto, de nada habría sido de mi sin el esfuerzo y sacrificio que todas y cada una de mis parejas han hecho para que sea yo quien les deje uno de los tantos recuerdos que tendrán en su vida.

No me queda mas que agradecer a Irune y Asier el esfuerzo y las ganas que depositaron en mi y en Esther para su gran día.

Un abrazo enorme y estoy seguro que volveremos a vernos pronto.